Internacional

Starkist pagará una multa de 6,3 millones por no cumplir una normativa de aguas residuales

La empresa conservera Starkist Co pagará una multa de 6,3 millones de dólares al gobierno americano después de que una investigación revelara que la compañía había violado las reglas de descarga de aguas residuales en su instalación en Samoa Americana, dijo el Departamento de Justicia de Estados Unidos (DOJ), en el año 2014

Starkist, propiedad de la empresa surcoreana Dongwon Enterprise, ha llegado a un acuerdo con el DOJ y la Agencia de Protección Ambiental (EPA) para pagar la multa y mejorar sus medidas para reducir la contaminación, mejorar la seguridad y cumplir con las leyes federales ambientales. Dijo el DOJ. La compañía también proporcionará equipo de respuesta de emergencia al Departamento de Bomberos de Samoa Americana.

«El acuerdo de hoy ayudará a prevenir emisiones peligrosas en las instalaciones de Starkist, proteger a los trabajadores y la comunidad local y reducir la contaminación descargada en el puerto», dijo Alexis Strauss, . «Trabajando con nuestros socios en la EPA de Samoa Americana, monitorearemos el progreso de la compañía hacia el cumplimiento total de todas las normas ambientales federales».

El acuerdo se produce luego de un estallido de tuberías en la fábrica de conservas American Samoa, en junio de 2014, derramando aguas residuales «no permitidas» en eun puerto cercano.

La EPA comenzó a investigar la instalación después que los informes de vigilancia presentados por StarKist revelRn niveles de contaminantes de aguas residuales superando los niveles permitidos.Las investigaciones de EPA revelRON que Starkist había cambiado la composición de las aguas residuales descargadas de la instalación, «dijo el DOJ en el comunicado.

En ese momento, Starkist Samoa, según publica Undercurrent News, estaba usando el aviso de paralización para mejorar su sistema de manejo de desechos. «Estamos aprovechando este tiempo de inactividad para establecer mejoras a largo plazo a nuestro sistema de manipulación de desechos en el lugar para evitar la recurrencia, así como completar una serie de elementos de mantenimiento de la planta para mejorar nuestros procesos de producción», dijo un portavoz Undercurrent

La notificación de paralización fue emitida después de que la EPA de Samoa Americana verificó y confirmó que la tubería rota había sido reparada.

Además de las violaciones de las aguas residuales, la agencia ambiental también encontró que Starkist almacenaba de manera inapropiada amoníaco, butano y gas cloro, que la planta usaba en el lugar para refrigeración, operación de montacargas y desinfección.

El mercado estadounidense de conservas de atún está dominado por las tres grandes marcas estadounidenses Starkist, propiedad de Lion Capital Bumble Bee Foods y Chicken of the Sea de la Unión Tailandesa, con una reducción de ventas, ya que los clientes más jóvenes evitan muchos alimentos enlatados y marcas establecidas.

Además, la industria enfrenta una multitud de demandas civiles de minoristas, mayoristas y clientes, así como una investigación del DOJ que alega que dichas grandes conspiraron para fijar precios a un nivel artificialmente alto.

What to read next

3532   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

¿Quieres recibir noticias gratis de Europa Azul?

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios