europa-azul.es
sábado, febrero 4, 2023
Inicio Europa Los costes de la energía y la inflación minan al sector pesquero...

Los costes de la energía y la inflación minan al sector pesquero de la UE




Los costes energéticos y la inflación minan el sector pesquero de la UE, según el Informe Económico Anual sobre la Flota Pesquera de la UE de 2022, que acaba de publicarse, en donde se prevé que las pesquerías de la UE tendrán dificultades para mantener los beneficios, una vez que se ven amenazados por el fuerte aumento de los costes energéticos y la inflación en 2022. Esta proyección no tiene en cuenta el apoyo financiero de la UE y las ayudas estatales nacionales que podrían proporcionarse para mitigar los impactos socioeconómicos del continuo aumento de los precios de la energía y la inflación. Las conclusiones del informe también muestran que los objetivos de la pesca sostenible y la transición energética se refuerzan mutuamente y son necesarios para garantizar la viabilidad socioeconómica a largo plazo del sector pesquero de la UE.

Flotas afectadas por factores externos a partir de 2020

Además de las proyecciones para 2022, el informe también se adelanta a 2020, año en que el sector se vio afectado por la pandemia de COVID-19, que, junto con la salida del Reino Unido de la UE, afectó a algunos segmentos de la flota más que a otros. Tanto las flotas costeras grandes como las pequeñas se mantuvieron en positivo en 2020, a pesar de la disminución del margen de beneficio bruto. A raíz de la invasión militar rusa de Ucrania, los precios del combustible aumentaron considerablemente durante 2022, con el consiguiente incremento de los costes de explotación.

Apoyo de la UE


La UE, desde el inicio de la agresión rusa, y al igual que en el momento de la pandemia de COVID, reaccionó inmediatamente para apoyar al sector adoptando un mecanismo de crisis para proporcionar un apoyo específico en el marco del Fondo Europeo Marítimo, de la Pesca y de la Acuicultura (FEMP); un nuevo marco temporal de crisis para las ayudas estatales;
una modificación del Fondo Europeo Marítimo y de la Pesca (FEMP) para proporcionar una ayuda específica. Todos estos instrumentos tratan de ayudar al sector a superar el difícil periodo.

Sostenibilidad y transición energética

Los datos económicos sugieren que los segmentos de la flota que dependen de poblaciones de peces explotadas de forma sostenible y que han conseguido aumentar su eficiencia energética o reducir su intensidad de combustible en años anteriores son más resistentes. Las tendencias muestran que los precios de los combustibles son uno de los principales impulsores de los resultados económicos del sector, y la fuerte dependencia de los combustibles fósiles es una debilidad estructural en la resistencia y sostenibilidad económica del sector.

El consumo anual de combustible de la flota pesquera de la UE es de casi 2.000 millones de litros. Por ello, es importante promover la transición energética del sector para garantizar su futuro y unos ingresos justos para los pescadores, así como para reducir su impacto medioambiental.

Artículos relacionados

Lo más popular