europa-azul.es
sábado, enero 28, 2023
Inicio Europa Barcos de altura buscan alternativas ante el cierre de caladeros

Barcos de altura buscan alternativas ante el cierre de caladeros

Entró en vigor la prohibición que afecta a la pesca a más de 400 metros de profundidad,  pero con paradas de algunas flotas. Julio Pernas desde Burela decía que «hemos decidido parar porque no es rentable la pesca. Tendremos que amarrar y buscar el pan en otro lado. No se han tomado los datos que justifiquen esta decisión. Me voy a tomar un plazo para meditar si sigo en este sector o me marcho a otras flotas». En Burela una importante flota se dedica al palangre. De ahí que los pescadores ya avisan que se va a producir la ausencia de merluza de la flota comunitaria por estas paradas. La Alianza Europea de Pesca de Fondo cree que está «muy mal desarrollada» y generará inseguridad entre las flotas afectadas para lo que todo se ciñe en el recurso de anulación. En el Golfo de Cádiz algunas flotas han parado también.

Barcos de palangre de Burela han iniciado un paro, tras entrar en vigor el veto europeo a la pesca de fondo, en un clima que el sector tiene dudas sobre cómo se va a aplicar esta normativa aunque la la flota gallega advierte que trabajará «donde nos dejen».

De hecho, el sábado se ha manifestado el sector pesquero en Ribeira, A Coruña. Con el lema «Sin el mar moriremos», rechazan esta prohibición porque expulsa a cientos de barcos de sus caladeros tradicionales. En esta línea, la Alianza Europea de Pesca de Fondo considera que está «muy mal desarrollada» y generará inseguridad a las flotas afectadas.

El Gobierno, por su parte, mantiene su posición de recurrir este reglamento europeo por ser «injusto»

El pasado jueves, el ministro Planas anunció en Vigo que finalmente Bruselas finalmente dejará fuera del veto a 41 de las 87 áreas afectadas. De esta manera, según el último anuncio desde Europa en esta cuestión, la prohibición afectará a las zonas con más de 400 metros de profundidad, en este caso las 46 restantes, y no al caladero en su conjunto.

El reglamento de la CE establece una relación de 87 polígonos marinos en los que los barcos que trabajan con artes de fondo no podrán faenar por debajo de los 400 metros, lo que en principio afecta a caladeros de interés para España como el Gran Sol (aguas irlandesas), el Cantábrico o el Golfo de Cádiz.

Concierne a los buques de arrastre, de palangre de fondo -pincho y volanta-, al rasco y otras artes menores.

Sin embargo, el alcance práctico para la flota española varía y tocará menos barcos de los previstos inicialmente, tras las últimas aclaraciones de la Comisión Europea (CE) al Gobierno español, anunciadas en Vigo por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas.

Las aclaraciones respondían a una de las mayores dudas de la flota y del Gobierno frente a las coordenadas iniciales: «Si en una zona estaba prohibida la pesca a más de 400 metros ¿un barco podría acudir a ese polígono y faenar por encima de los 400, es decir a 50 o 300, por ejemplo?»

Según el Gobierno español, la CE ha dejado por escrito que el veto es por debajo de los 400, lo que, según Planas, implicará que los barcos de arrastre podrán mantener la actividad en 41 de las 87 áreas vetadas y que quedarían 35 en las que la flota de fondo española no podría operar.

Los pescadores gallegos, con dudas sobre cómo se va a aplicar

Debido a estos vaivenes, el sector pesquero gallego ha mostrado sus «dudas» sobre cómo se aplicará esta medida impuesta por Europa, a pesar de ser una «buena noticia», ya que se permitirá pescar en aquellas zonas donde la profundidad es menor a 400 metros.

«Este cambio demuestra que la norma es una chapuza. Tres días antes de que entre en vigor se dicen estas cosas», ha lamentado el presidente de la Alianza Europea de Pesca de Fondo, Iván López, que ha subrayado que en muchos caladeros hay zonas con profundidades de entre 0 y 400 metros, y otras de 400 a 800 metros, lo que deja en evidencia la «complejidad» de saber cómo procederán en esos casos las autoridades de inspección.

Por tanto, de cara a este lunes, López ha añadido que seguirán trabajando «donde les dejen», ya que es un sector «resiliente» que pretende «estar a la altura» de las necesidades de los consumidores para ofrecer pescado para la próxima época navideña.

Una postura similar ha mantenido el presidente de los armadores de la Cooperativa de Armadores del Puerto de Vigo (ARVI), Javier Touza, y el gerente de la Organización de Productores Pesqueros de Burela (Lugo), Sergio López, que abogan por la vía diplomática y judicial para solicitar la eliminación de esta norma.

«Estamos intentando minimizar los efectos de esta medida» ha señalado Planas, que también ha explicado que desde Bruselas cuentan con una información científica «anticuada» y que no se ajusta a la realidad de los estudios ofrecidos por España y países terceros.

Galicia alzó la voz en Ribeira contra la amenaza de la UE a la pesca de fondo

Un clamor político y sectorial unánime recorrió Ribeira exigiendo una moratoria del reglamento que entra en vigor. La Conselleira Quintana promete dar la batalla judicial si es preciso

Ribeira, una de las potencias mundiales en el ámbito de la pesca, acogió elsábado una multitudinaria manifestación en la que ciudadanos y representantes políticos y sectoriales de la cadena mar-industria expresaron su rechazo al reglamento europeo que veta la pesca de fondo en 87 caladeros del Océano Atlántico. Un reglamento que entrará en vigor este domingo en medio de serias dudas sobre su aplicación.

Tras la pancarta de esta protesta (convocada por el Consello Sectorial de Pesca de Ribeira) escenificaron su unidad ante esta nueva amenaza para el sector la conselleira de Mar, Rosa Quintana; los secretarios xerais del PSdeG, Valentín González, y del PPdeG, Paula Prado; la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón; el alcalde de Ribeira, Manuel Ruiz, y representantes de todos los grupos municipales; los presidentes de las federaciones nacional, gallega y provincial de cofradías (Basilio Otero, José Antonio Pérez y Daniel Formoso, respectivamente); representantes sindicales, alcaldes, etc.

Rosa Quintana advirtió que el veto europeo no afectará sólo al sector pesquero, sino que “levarase por diante a toda Galicia” e instó al comisario europeo a “reflexionar” y aparcar el reglamento para “meditar á luz dos informes científicos e de impacto socioeconómico”. Tras destacar que el sector mar-industria “é o primeiro en apostar pola sustentabilidade”, calificó de “insuficiente” la aclaración de que el veto sólo afectará a la pesca en fondos comprendidos entre 400 y 800 metros, y añadió que el hecho de que se hiciera a tres días de la entrada en vigor del reglamento “é boa mostra do pouco rigor co que se fixo”.

“Nunca estivemos nunha situación de confusión como esta, na que nin sequera temos claro como temos que actuar a escasas horas de que entre en vigor o veto”, dijo.

Quintana aseguró que “se a batalla legal é a única que nos queda, ímola librar, e Galicia acaba de aportar munición; non daremos un paso atrás”.

Ana Pontón criticó la “decisión absolutamente arbitraria” de la Comisión Europea, “que significa deixar 200 barcos en terra, limitar a capacidade produtiva deste país e destruír emprego e riqueza”.

Instó a la Comisión Europea a “reflexionar” ante un veto “inxustificable dende os puntos de vista científico e económico” y urgió a la Xunta de Galicia y al Gobierno central a “presionar” para pedir una moratoria de la prohibición, porque “o luns vai ser un día moi complicado no mar”. “Un recurso pode tardar anos”, añadió Pontón.

Javier Touza, presidente de la Cooperativa de Armadores de Vigo, dijo que “es un momento histórico; nos jugamos el futuro de la flota y de las generaciones venideras. Si el objetivo es proteger los recursos, después de tantos años de actividad o no hay nada que proteger o no debemos estar destruyéndolos”.

“No podemos tolerar una decisión tan injusta sin una negociación previa con el sector y las administraciones nacionales y sin un análisis de impacto socioeconómico sobre un tema que afecta a una zana tan altamente dependiente de la pesca como Galicia”, indicó Javier Touza.

Valentín González dijo que “é hora de que a Comisión Europea dé un paso atrás e empece a respetar á frota galega”. José Antonio Pérez se preguntó “a onde vai chegar esta situación de menosprezo ó sector pesqueiro por parte da UE con esta forma de lexilar? Os verdadeiros ecoloxistas sómos nós: os pescadores e mariscadores que queremos seguir vivindo do mar”.

Artículos relacionados

Lo más popular