miércoles, julio 6, 2022
Inicio noticias de pesca Persiste la preocupación de la eliminación de los subsidios a la pesca...

Persiste la preocupación de la eliminación de los subsidios a la pesca en la reunión de la OMC

En la reunión de la OMC que se viene celebrando se oye una palabra: Eliminación de subsidios a la pesca: “Es ahora o nunca”. Lo dijo el presidente de las negociaciones de la OMC, haciéndose eco de las observaciones de los delegados de varios países. A poco más de 20 días de la 12ª Conferencia Ministerial todavía no hay acuerdo sobre puntos clave como los subsidios al combustible, ambiciones de sobrepesca y derechos humanos.

Revista Puerto - OMC - Eliminacion de subsidios a la pesca - 02

Entre los días 16 y 20 de mayo, representantes de 50 delegaciones participaron de los debates previos sobre eliminación de los subsidios a la pesca, previo a 12ª Conferencia Ministerial que comenzará el 12 de junio próximo. Si bien se ha destacado la buena voluntad, el presidente de las negociaciones, Santiago Wills, reconoció que existen varios temas importantes sobre los que aún no logran ponerse de acuerdo. Por otra parte, señaló que al igual que han mencionado algunos miembros, él también cree que el acuerdo sale “ahora o nunca”.

“En general, sentí una vibra positiva durante las reuniones de esta semana y noté la voluntad de los miembros de participar constructivamente en las discusiones. También me animó ver algunos cambios en las posiciones”, dijo el embajador Santiago Wills, y agregó que “todos los miembros expresaron el deseo de un resultado efectivo y ambicioso”.

Sin embargo al mismo tiempo reconoció que existen varios temas pendientes en el proyecto de acuerdo que necesitan ser resueltos: “el tratamiento de los subsidios no específicos a los combustibles; el equilibrio y la ambición relacionados con el exceso de capacidad y la sobrepesca, incluido el trato especial y diferenciado para los miembros de los países en desarrollo y los miembros de los países menos adelantados; la cuestión del cambio de pabellón; requisitos de transparencia relacionados con el trabajo forzoso; y territorialidad”.

Wills se esperanza en lograr acercar a las partes en la última oportunidad que tienen antes de de que se celebre la Conferencia Ministerial, esto será en la semana del 30 de mayo, que, dijo, será “la semana de la decisión sobre el pescado”. El embajador de la OMC, al manifestar su coincidencia con algunos miembros que dicen que la posibilidad de llegar a un acuerdo de pesca es “ahora o nunca”, sostuvo que se debe “hacer todo lo posible para asegurarnos de que sea ahora”.

Bajo el mandato de la Conferencia Ministerial anterior y la Meta 14.6 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, a los negociadores se les ha encomendado la tarea de asegurar un acuerdo sobre las disciplinas para eliminar los subsidios a la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada y prohibir ciertas formas de subsidios a la pesca que contribuyen al exceso de capacidad y la sobrepesca, siendo el trato especial y diferenciado una parte integral de las negociaciones.

Sin embargo, las posibilidades de conseguir un acuerdo que realmente logre desfinanciar a las flotas que mediante la utilización de subsidios otorgados por los gobiernos de sus países, realizan pesca INDNR en aguas lejanas, no están tan claras. Hasta ahora el borrador del acuerdo tiene demasiados corchetes (temas sin acuerdo) que lo volverían muy difícil de aprobar o lo convertirían en un acuerdo mundial sin ningún efecto real.

Ante este escenario, hace una semana, se hizo entrega de una carta a la directora general de la OMC, Ngozi Okonjo-Iweala, firmada por 182 organizaciones de todo el mundo, que instan una vez más a los líderes mundiales a cumplir con su mandato de llegar a un acuerdo significativo para detener estos subsidios dañinos lo antes posible.

Los subsidios otorgados por los gobiernos alcanzan aproximadamente los 22 mil millones de dólares anuales. En 2015, cuando los países miembros adoptaron los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas y se comprometieron a generar un plan para lograr un futuro mejor y más sostenible para todos, los líderes mundiales reconocieron que los subsidios causan daño a las poblaciones de peces y el medio ambiente marino. Sin embargo, se mantienen al día de hoy.

Las casi 200 organizaciones ambientalistas, indicaron en la carta presentada a los líderes de la OMC que “el acuerdo internacional final debe desencadenar reducciones rápidas y significativas por parte de los mayores subsidiarios. Además, debe establecer un marco vinculante que impulse la eliminación gradual de todos los subsidios perjudiciales que contribuyen a la sobrecapacidad y la sobrepesca de la flota, y elimine los subsidios a la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada por parte de todos los miembros de la OMC”.

“Cualquier otra cosa sería perder esta oportunidad generacional de volver a trazar el curso de las flotas pesqueras mundiales hacia la sostenibilidad, mejorar la salud de los ecosistemas oceánicos y ayudar a garantizar que el océano continúe abasteciendo a los muchos millones que dependen de él”, indicaron los ambientalistas.

La directora Ngozi Okonjo-Iweala, que recibió el escrito de mano de funcionarios de Friends of Ocean Action, el Instituto Internacional para el Desarrollo Sostenible y Pew Charitable Trusts, agradeció “el arduo trabajo en apoyo de una conclusión exitosa de las negociaciones”, e indicó que “es un estímulo para cumplir con el ODS 14.6 de la ONU y la contribución tangible que el sistema de comercio puede hacer para detener la sobrepesca y ayudar a proteger la vida marina”.

La cuenta regresiva para un acuerdo de eliminación de los subsidios a la pesca ya comenzó, las presiones para sostenerlos no será pocas y el acuerdo solo puede celebrarse si existe unanimidad

Artículos relacionados

Lo más popular