viernes, marzo 5, 2021
Inicio Euskadi Los pescadores se tienen que contentar con sardina en el primer día...

Los pescadores se tienen que contentar con sardina en el primer día de campaña de verdel



Los pescadores no pudieron dar con el ansiado verdel que esperaban capturar, en el primer día de inicio de la campaña oficial de la especie. El viento les jugó una mala pasada y se tuvieron que contentar con capturas de sardina, “bastante gorda”, a un precio de 1,50 a 2,10 euros-kilo. Sin embargo, la flota de bajura puede estar tranquila porque en lugar del 65 % del total admisible de capturas (TAC) -como acordaron los ministros de los Veintisiete en diciembre pasado- podrán pescar el 72 % en este primer trimestre, lo que ha supuesto un alivio para el sector, que ya se veía una campaña cortísima. De ahí que  no se descontarán, por ahora, la multa por sobrepesca  5.544 toneladas que siempre se les quita cada año.

El presidente de la Federación de Cofradías de Gipuzkoa, Eugenio Elduayen, decía que “dada la estacionalidad de la especie que migra hacia el oeste queremos tener disponibles las cuotas para su captura cuando antes. Después no va ser posible y por eso nos lanzamos a por la especie, para poder capturarla, dada su escasa cuota para el número de barcos que pescan”.

Además de la suspensión de la deducción anual de verdel por la multa de sobrepesca de 2009, la Comisión Europea ha decidido aumentar las cuotas de pesca disponibles para el primer trimestre del año de cupos de gran importancia para la flota vasca como el rape, el jurel, o el propio verdel. Solo en el caso de las tres primeras especies, España podrá capturar casi 3.800 toneladas más de pescado al aumentar los porcentajes disponibles hasta marzo respecto al total acordado para 2020, medida que fue impulsada desde Bruselas como provisional para aquellos cupos compartidos con Reino Unido ante la falta de acuerdo por el Brexit en la recta final del pasado año.

Ese aplazamiento, que no condonación, «supondrá que en los próximos días se pueda distribuir cerca del 90 % de la cuota de caballa que nos correspondería a España para todo el 2021 de esta pesquería», apuntó Elduayen

Y es que el grueso del verdel se captura entre marzo y mayo, como recordaba ayer Elduayen, presidente de la Federación guipuzcoana, que aplaudió que el Ejecutivo atendiese su petición de solicitar una moratoria en el pago de la multa y poder cargarla así a la cuota cuando esta sea definitiva. «Esas 5.544 toneladas que necesitamos ahora nos serviría tenerlas en otro momento», expuso Elduayen. Según el ministerio de Luis Planas, en los próximos días comenzará la distribución de la verdel por barcos y provincias, por más que al haber una clave fija de reparto, cada comunidad sepa ya más o menos lo que le corresponde. “Vamos a iniciar las faenas, pero no sabemos si daremos con la especie”, decía Elduayen.

Modificaciones en otros stocks

La modificación aprobada para el verdel por los ministros de la UE en el Consejo de enero también se ha hecho en el caso de otros stocks, como es el jurel del oeste. Si en un primer momento se acordó autorizar a pescar en el primer trimestre un 65 % del TAC aprobado para el 2020, ahora se elevado ese margen para permitir un 80 %., y para el rape de la zona 7 de Gran Sol, que se aumenta del 25 al 45 %.

Con todo, esa provisionalidad continúa inquietando a la flota. Sobre todo porque entienden que la falta de una decisión definitiva podría frenar los intercambios de cuota entre países, un flujo que la pesca española necesita de forma imperiosa para corregir los desequilibrios que las cuotas traen de fábrica de Bruselas por causa de la estabilidad relativa.

Esa urgencia es común a la flota y al Gobierno. España ya ha metido prisa a Europa: «El mandato del Consejo de la UE es claro al respecto y España insta a que, cuanto antes, se cierren las negociaciones con el Reino Unido para fijar los TAC definitivos para el 2021», que deben incluir también el 2022 «en el caso de las especies de aguas profundas», como el besugo . «Deben concluir cuanto antes para garantizar el normal desarrollo de la actividad pesquera de la flota comunitaria y de la española tanto en aguas comunitarias como en las de jurisdicción británica», sentenció el ministro Luis Planas.

Artículos relacionados

Lo más popular