miércoles, julio 6, 2022
Inicio Sector Pesquero La flota de Balfegó inicia la campaña para capturar su cuota de...

La flota de Balfegó inicia la campaña para capturar su cuota de 2,4 toneladas en mes y medio

La flota comandada por Balfegó ha iniciado la campaña anual de pesca de atún rojo (Thunnus Thynnus) en el Mediterráneo occidental. La empresa, especializada en pesca, acuicultura y comercio de esta especie, dispondrá de un mes y una semana (del 26 de mayo al 1 de julio) para capturar la cuota asignada a toda la flota que, gracias a los acuerdos comerciales logrados este año, asciende a 2.485 toneladas de la especie, que transferirá posteriormente a sus instalaciones marinas de L’Ametlla de Mar (Tarragona).
La flota comandada por Balfegó está compuesta por nueve embarcaciones cerqueras,
de las que dos pertenecen a Balfegó (La Frau Dos y Tio Gel Segon), una tercera de
bandera española, cuatro de bandera francesa y dos de bandera italiana. La flota se
completa con 16 remolcadores y cinco barcos auxiliares.


Las tres embarcaciones españolas aportan el 58% de la cuota y barcos de nacionalidad francesa e italiana, el 29% y 13% restante, respectivamente. La campaña de este año generará cerca de 300 puestos de trabajo directos.


Protocolo Balfegó


Durante la campaña se aplicará el protocolo Balfegó, único ahora mismo en la
pesquería de cerco y pionero en seguridad y digitalización que facilita las maniobras e
incrementa las ratios de calidad del producto, además de proporcionar mayor
seguridad a los marineros durante las labores de pesca y mejorar el bienestar de los
animales.
Por otro lado, la digitalización y automatización de todas las transmisiones entre los
barcos de la flota optimizará y agilizará, tanto el registro de las capturas como la
custodia de la documentación y las comunicaciones. Cada embarcación de la flota va
equipada con una tablet, un correo electrónico, una antena y un router para
comunicarse a través de satélite.


Asimismo, los barcos disponen del sistema que incorporó Balfegó a sus barcos en la
campaña de 2020 y que permite una estimación ajustada del número de ejemplares y el peso medio de los cardúmenes, antes de realizar la operación de pesca. Con ello se evita la captura de bancos de atunes excesivamente voluminosos, cuyo apresamiento y transferencia puede conllevar complicaciones operativas.


Debido a la gran abundancia de ejemplares de atún rojo en el Mediterráneo, y siempre que la climatología acompañe, la empresa espera capturar su cupo asignado en pocas jornadas y volver hacia puerto antes de que finalice el periodo autorizado, como ha sido habitual en los últimos ocho años.

Artículos relacionados

Lo más popular