miércoles, mayo 25, 2022
Inicio noticias de pesca Comercialización Empresas frigoríficas no pueden trabajar la pesca extractiva por la huelga del...

Empresas frigoríficas no pueden trabajar la pesca extractiva por la huelga del transporte

Empresas frigoríficas muestran su problemática por la situación en la que se encuentran por la huelga de transporte, iniciada la pesca de verdel. «Somos AFRIPEX, asociación de Frigoríficos de Pesca Extractiva de Galicia, con sede en Vigo (frigoríficos congeladores de pescado pelágico en la mayor parte, tipo sardina, jurel, caballa, estornino, etc). Queremos transmitir que actualmente, estamos en plena campaña de la caballa desde el pasado viernes día 11 de marzo, que se tiene que llevar a cabo, en estos días, y en las próximas 4 semanas, no es algo que se pueda posponer. La época es ahora, en este mes de marzo y principios de abril», con lo que la situación tiene una problemática de difícil solución.

Las empresas frigorífica han aceptado con los transportistas una serie de tarifas en función del aumento de precio del combustible. Se trata de transportistas llevan la caballa, desde Asturias, Cantabria y el País Vasco para sus frigoríficos congeladores ubicados por toda Galicia. «Entendemos que el precio de la Gasolina nos lo tienen que repercutir para que puedan seguir saliendo a trabajar. Queremos que se sepa que nosotros aceptamos y admitimos esa subida de tarifas», dicen desde Afripex.

No podemos estar una semana sin trabajar

No obstante, las empresas de transporte con las que trabajan «tienen las tarifas ya negociadas, quieren trabajar, pero tienen miedo a las represalias por parte de los piquetes, que les rompen los camiones, les pinchan las ruedas… y no les dejan seguir, y las consecuencias en destrozos que les puede ocasionar a huelga de transportes iniciada»,señalan

Por ello, estas empresas «tienen la necesidad imperiosa de poder trabajar en las próximas semanas, ya que en las campañas del pescado se tienen que realizar en su época concreta, no es algo que se pueda aplazar un mes, dos meses… no funciona así. Necesitamos servicio inmediato ya, si no, no vamos a poder hacer frente al futuro próximo, cada día que no tengamos suministro de pescado para trabajar, supone unas pérdidas de incluso 20.000 euros en muchos casos, nuestro futuro se presenta muy incierto, debido a ésto y el incremento de los costes esenciales como son la luz que se ha llegado a triplicar, el cartón, etc.»

Artículos relacionados

Lo más popular