miércoles, julio 6, 2022
Inicio Náutica deportiva Cataluña pone freno a la pesca recreativa que captura 1300 toneladas

Cataluña pone freno a la pesca recreativa que captura 1300 toneladas

Tras constatar que los 54.000 pescadores recreativos que hay en Cataluña sacan al año en torno a 1.300 toneladas del mar, la Generalitat estudia ahora limitar la captura de algunas especies para protegerlas de la sobrexplotación. “Antes de imponer limitaciones, debemos hacer un diagnóstico para tener una idea clara de gestión”, explica Sergi Tudela, director general de Pesca. El Gobierno catalán también quiere elevar el perfil del servicio de inspección y aumentar plazas para reforzar así la lucha contra las irregularidades cometidas en un mundo, el marino, caracterizado por su opacidad.

En Cataluña hay 50.000 personas que pescan de manera recreativa. El 60% de ellas lo hace con caña desde la costa; el 34%, desde embarcación; y el 6% restante, con fusil submarino. Son datos del Diagnóstico de la Pesca Marítima Recreativa en Cataluña, publicado el pasado julio y en el que han sido encuestados el 16% de los aficionados. Por volumen, sin embargo, la práctica que más impacto tiene sobre el mar es la pesca de embarcación, con 760 toneladas sacadas al año, seguida de la captura con caña desde la costa (508), y la submarina (98). Fuentes de la Cofradía de Pescadores creen, sin embargo, que la cantidad podría ser mucho mayor. El estudio también constata que dos de cada diez pescadores recreativos que salen al mar en Cataluña lo hacen sin licencia.

El informe fue, de hecho, la primera gran fotografía sobre la actividad recreativa en Cataluña. La información que aportó, admite Tudela, está siendo muy valiosa para implantar futuras restricciones. “Lo estamos estudiando. Es un tema complejo y son medidas que necesitan consenso”, incide Joan Ylla, jefe del Servicio de Control y Acción Marítima, competente en aguas autonómicas.

Las medidas que baraja el Govern no consistirían tanto en limitar el número de licencias como en imponer vedas a las especies más sobrexplotadas (actualmente hay vedas sobre la sepia y al atún rojo). También están sobre la mesa otras medidas, como aumentar el tamaño mínimo de las capturas o reducir el límite de kilos de pescado por persona y salida, actualmente establecido en 10 para el pescado y cinco para cefalópodos.

El pasado mes de febrero, científicos y pescadores propusieron a la Comisión Europea cerrar 400 kilómetros cuadrados de litoral, en los que la pesca de arrastre y el palangre de fondo tendrán el acceso vedado. La sobrexplotación en el mar es clara y peligra el futuro del sector. Y si los profesionales se están apretando el cinturón, el Govern creen que los recreativos también deberían hacerlo.

Los puertos donde la actividad recreativa es más importante son los de Sant Carles de la Ràpita, Torredembarra, Port Ginesta, Badalona, Mataró, L’Estartit y L’Escala

Artículos relacionados

Lo más popular