jueves, octubre 21, 2021
Inicio Sector Pesquero La Federación de Andalucía se muestra insatisfecha por el reparto de cuotas

La Federación de Andalucía se muestra insatisfecha por el reparto de cuotas

La Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras (FAAPE) ha manifestado su insatisfacción por el acuerdo alcanzado en la UE sobre Totales Admisibles de Capturas (TAC) y cuotas de pesca para 2021, que ha calificado de «decepcionante» y «peligroso» para el futuro del sector.Según ha indicado en un comunicado, la Comisión Europea «ha demostrado falta de sensibilidad con los pescadores en una coyuntura tan complicada como la actual a causa de la crisis del Covid-19.

Según ha indicado en un comunicado, la Comisión Europea «ha demostrado falta de sensibilidad con los pescadores en una coyuntura tan complicada como la actual a causa de la crisis del Covid-19, a pesar de que el sector pesquero no ha parado de trabajar durante la pandemia, que lleva años de sacrificios y de reducciones, y de que no puede afrontar más esfuerzos adicionales».javascript:falsePUBLICIDAD 

La consecuencia final ha sido que «la flota pesquera andaluza tendrá en 2021 menos posibilidades de pesca en especies demersales que en 2020», como es el caso de la merluza sur, que ve sus capturas recortadas en un 5 %; la cigala del Golfo de Cádiz (unidad funcional 30), con una reducción del 15 %, o el besugo (voraz del Estrecho), que baja un 20 %.

En cuanto al Mediterráneo, FAAPE ha lamentado que no se haya tenido en cuenta la solicitud del sector de no reducir ni un solo día más de pesca en 2021, considerando un fracaso la reducción del 7,5 % de los días de pesca del plan de gestión para los recursos demersales del Mediterráneo occidental, alertando de las negativas consecuencias que este nuevo ajuste tendrá en la flota que faena en esta zona, «haciendo inviable el mantenimiento de gran parte de la misma».

FAAPE considera que en el acuerdo pesquero sobre las cuotas del Atlántico y el plan del Mediterráneo «solo se han tenido en cuenta los criterios medioambientales para fijar los recortes, obviando los parámetros social y económico».

Desde la Federación estiman que «las reducciones establecidas ponen en serio peligro el futuro de la actividad pesquera en Andalucía y, por tanto, el empleo de miles de familias que dependen de este sector primario y estratégico, lo cual resulta inaceptable, dejando al sector en una situación muy precaria y de elevado riesgo en cuanto a su viabilidad».

Artículos relacionados

Lo más popular