Noticia general

Conseguir una certificación de estándar medioambiental, una tarea muy complicada

Contar con unos océanos saludables y recursos marinos protegidos es uno de los principales retos de la sociedad. La conservación de nuestro entorno marino es responsabilidad de todos, contribuyendo a la seguridad alimentaria y evitando la sobreexplotación pesquera.
Elegir el sello de Marine Stewardship Council (MSC) es un gran paso para contribuir a la buena salud de los mares y océanos, pues sus productos proceden de prácticas pesqueras sostenibles que ayudan a mantener saludables los océanos.

Jealsa, empresa líder de conservas en España y la primera en obtener el sello azul de MSC para atún rabil sobre banco libre en el océano Atlántico por medio de su programa de RSC We Sea, revela los requisitos necesarios para recibir la certificación de pesca sostenible más exigente del mundo.

1. Estándares de MSC
Marine Stewardship Council (MSC) es una organización internacional sin ánimo de lucro cuyo objetivo es el de propiciar la transformación de los mercados de productos del mar hacia unas bases sostenibles, promocionando y reconociendo la buena gestión pesquera. Para ello, MSC establece 2 estándares: uno para la certificación de pesquerías y otro para la certificación de la cadena de custodia, además de un programa de ecoetiquetado.

De esta forma, MSC se convierte en la única organización coherente con las ‘Directrices para el ecoetiquetado de pescado y productos pesqueros de la pesca de captura marina de la FAO’ y el ‘Código para las buenas prácticas para establecer Estándares Sociales y Medioambientales’ (ISEAL).

El estándar medioambiental de MSC para la pesca sostenible consta de 28 indicadores englobados en 3 principios fundamentales: el estado de la población de la especie a certificar, el impacto ambiental de la actividad pesquera y la efectividad del sistema de gestión de la pesquería.

2. Proceso de certificación
¿Cuál es su proceso de evaluación para obtener el reconocido y exigente sello azul de MSC? Éste se realiza de manera independiente de la mano de certificadores acreditados por una tercera organización, Accreditation Services International (ASI), por lo que Marine Stewardship Council (MSC) no se encarga de decidir si una pesquería (individuo, barco, empresa, organización o grupo de organizaciones) debe ser certificada o no.

La consiguiente evaluación estará definida por diferentes variables, entre ellas la zona de pesca, la especie o especies objetivo, los artes y métodos de pesca usados y la flota que se evalúa. Además, también es evaluada la sostenibilidad de toda la población de la especie objetivo, analizando las capturas de todas las flotas y artes de pesca que faenan sobre el mismo stock.

3. Fases de evaluación de MSC
¿Cuáles son las etapas de evaluación de la ‘unidad de certificación’ por las que deben pasar las pesqueras evaluadas, para así obtener el sello de pesca sostenible más exigente del mundo? Principalmente dos. En primer lugar, llevar a cabo una preevaluación, que suele tener una duración aproximada de entre 2 y 4 meses. En ella, el certificador entrega un informe confidencial a la pesquería para informarle de si está preparada o no para la posterior evaluación completa. En el caso de no estarlo, se identifican cuáles son las debilidades a mejorar y las acciones necesarias para llevar a cabo estas mejoras antes de acometer la evaluación completa.

En segundo lugar, la pesquería debe pasar por la obligatoria evaluación completa, que suele durar entre 12 y 18 meses. Se trata de un proceso público, transparente y participativo en el que se analizan en detalle todas las cuestiones de la pesquería. Esta fase consiste en recabar información de las partes interesadas, donde se tienen en cuenta las opiniones de todos los actores implicados tanto las favorables como las desfavorables. Además, se puntúan los indicadores de rendimiento y se identifican las fortalezas de la pesquería, así como las debilidades si las hubiera. Finalmente, es la entidad certificadora, en base a toda la información recogida durante el proceso, la que decide si la pesquería supera o no los exigentes requisitos de certificación MSC.

4. Valor y validez del sello MSC
Cuando un producto muestra el sello azul de MSC indica que dicho producto es de origen sostenible, que posee una trazabilidad garantizada y que proviene de una pesquería que ha sido certificada en base al estándar de MSC, un referente basado en ciencia para la pesca medioambientalmente sostenible. Para garantizar esta trazabilidad el producto sólo se puede comercializar con el sello azul MSC si todos los eslabones de la cadena de distribución –del barco al plato– han sido certificados con respecto al estándar para la cadena de custodia de MSC.

De esta manera, Marine Stewardship Council asegura al consumidor que los artículos que portan su ecoetiqueta son efectivamente productos que proceden de una pesquería certificada con respecto a su estándar de pesca sostenible. La exigencia del sello de MSC se constata también al tener una validez de sólo 5 años, tras los cuales la pesquería certificada debe volver a someterse al mismo proceso. Además, los certificadores auditan una vez al año a las pesquerías certificadas, para así analizar y evaluar su progreso durante estos 5 años de validez.

3532   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

¿Quieres recibir noticias gratis de Europa Azul?

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios