martes, julio 5, 2022
Inicio noticias de pesca Comercialización Blockchain podría ayudar a los restaurantes a asegurarse de que el marisco...

Blockchain podría ayudar a los restaurantes a asegurarse de que el marisco que pides es realmente el que llega a tu plato


La pesca ilegal tendría los días contados si una leal aplicación de Blockchain consigue que el consumidor conozca la procedencia del pescado. El fraude está muy extendido en el sector de los productos del mar, pero blockchain (la tecnología que sustenta el creciente mercado de las criptomonedas) podría ayudar a garantizar que el pescado que pides en un restaurante es el que llega a tu plato.

Diversas instituciones han elaborado un informe a partir de 200 estudios publicados sobre el fraude en los productos del mar. Según sus conclusiones, la friolera de un 20% de los productos del mar no están etiquetados correctamente. El problema se extiende a todos los rincones del mundo y a todos los niveles de la cadena de suministro, desde las personas que capturan el pescado hasta las que lo distribuyen y venden.

Las infracciones de etiquetado incorrecto de productos del mar detalladas en el informe van desde las relativamente menores (un restaurante que anuncia salmón salvaje pero sirve un salmón de piscifactoría más barato) hasta las francamente inquietantes: los cocineros de sushi etiquetan erróneamente a propósito carne de ballena en peligro de extinción como atún graso para introducirlo de contrabando en Estados Unidos.

Las consecuencias del etiquetado incorrecto aparecen en la salud mundial, la economía y los esfuerzos de conservación. Según todos los sectores, la mejor manera de combatirlas es aumentar la trazabilidad. El informe afirma que un registro más detallado y transparente de la información sobre el pescado a medida que avanza por la cadena de suministro podría ayudar a disminuir los casos de etiquetado incorrecto.

Seguimiento de los productos del mar


Aunque se suele asociar con el dinero, la utilidad de blockchain no se limita al mundo de las finanzas. En esencia, la tecnología es simplemente una forma segura y transparente de registrar las transacciones. Varias empresas están buscando formas de aplicarla a la cadena de suministro de productos del mar.

En abril de 2017, Intel publicó un estudio de caso de demostración que mostraba cómo Hyperledger Sawtooth, una plataforma para crear y gestionar blockchains, podría facilitar la trazabilidad de la cadena de suministro de productos del mar. En ese estudio se utilizaron sensores para rastrear y registrar información sobre la ubicación, la temperatura y otras características de un pescado a medida que se trasladaba del barco al restaurante.

En enero de 2018, la Fundación Mundial para la Naturaleza (WWF) anunció su Proyecto de Trazabilidad de la Cadena de Suministro de Blockchain, apropiadamente llamado. A través de ese proyecto, la WWF y sus socios están tomando medidas contra la pesca ilegal de atún mediante el registro de cada paso a lo largo de la cadena de suministro en una cadena de bloques.

Tecnología de la cadena de bloques

«Gracias a la tecnología de cadena de bloques, pronto un simple escaneo del envase del atún mediante una aplicación de smartphone permitirá conocer la historia de un atún: dónde y cuándo fue capturado, por qué barco y con qué método de pesca», dijo la directora general de WWF-Nueva Zelanda, Livia Esterhazy, en un comunicado de prensa. «Los consumidores tendrán la certeza de que están comprando atún capturado legalmente y sostenible, sin trabajo esclavo ni condiciones opresivas».

Por supuesto, conseguir que todo el mundo a lo largo de la cadena de suministro esté de acuerdo con un nuevo sistema de registro podría no ser fácil, y es por eso que una solución basada en blockchain para productos del mar como Fishcoin podría ser útil. La idea de este proyecto es recompensar a las personas a lo largo de la cadena de suministro por proporcionar datos valiosos directamente a quienes están al final de la misma.

Por ejemplo, los pescadores de los países en desarrollo podrían enviar a un restaurante o a una tienda de comestibles información sobre el marisco que han capturado. Esto desencadena un contrato inteligente que transfiere un determinado número de Fishcoins a las criptocarteras de esos pescadores. Los pescadores pueden entonces cambiar esos Fishcoins por algo de valor para ellos, como minutos de teléfono móvil prepago.

La mayoría de estos proyectos están todavía en fase de desarrollo, pero si se ponen en marcha, podrían tener implicaciones de gran alcance para la salud mundial, la economía y, por supuesto, para tu plato.

Artículos relacionados

Lo más popular