Industria Naval

La industria naval aprecia oportunidades en la energía eólica off shore

Los astilleros ven oportunidades en el cambio energético y nuevos requerimientos medioambientales obligarán a renovar flotas, afirma Juan Riva, de Suardiaz, en el World Maritime Week. Igualmente, el auge de la eólica marina aportará carga de trabajo, según Iberdrola

El sector de construcción naval de Euskadi tiene una importante oportunidad de negocio en los próximos años de la mano de la transición energética en curso para descarbonizar el transporte. Ello va a implicar un notable auge de la generación eléctrica eólica marina y de la fabricación de nuevos buques con motorizaciones mucho menos contaminantes, según algunas de las conclusiones de la jornada inaugural del evento World Maritime Week, que se inauguró ayer en el recinto ferial del Bilbao Exhibition Centre (BEC) con la presencia, entre otros, de la consejera de Desarrollo Económico del Gobierno vasco, Arantxa Tapia;del presidente de CEOE, Antonio Garamendi, y del presidente del Cluster Marítimo español, Alejandro Aznar.

En el transcurso de una mesa redonda, el responsable de energías renovables de Iberdrola, Xabier Viteri, recordó que la generación eléctrica mediante parques eólico marinos va a crecer de manera sustancial en los próximos años, del orden del 9% anual. Ello supone unas inversiones en la próxima década de unos 500.000 millones de dólares. Según Viteri esto es una oportunidad de negocio notable para el sector naval pues un tercio de la cadena de valor corresponde a los astilleros que construyen las estructuras de las plataformas offshore.

En la misma línea, el presidente de la naviera Suardiaz, Juan Riva, indicó que los nuevos y crecientes requerimientos medioambientales, empezando por la limitación de azufre en los combustibles, van a obligar a las flotas a adoptar nuevas tecnologías limpias de motorización y ello “va a suponer cuantiosas inversiones para los armadores porque muchos barcos no podrán, o no será rentable, adaptarse a las nuevas tecnologías y se quedarán obsoletos lo que obligará a renovar la flota”.

Todo ello es una oportunidad de negocio para el sector naval vasco que, según el Foro Marítimo Vasco facturó en 2018 unos 2.840 millones de euros y empleó a 13.735 trabajadores.

La consejera vasca de Desarrollo Económico, Arantxa Tapia, señaló en la clausura de la ceremonia inaugural de un evento que reúne a cuatro certámenes -Sinaval, Eurofishing, Futureport y Marine Energy Week-, que el País Vasco tiene “capacidades” en los cuatro sectores de la World Maritime Week que hay que desarrollar para crear riqueza y empleo, y lograr “industrias sólidas y competitivas”. La responsable industrial del Gobierno vasco destacó que entre los retos que deben asumir los sectores relacionados con el mar, están la necesidad de afrontar el relevo generacional en la pesca o la creación de infraestructuras modernas, como las conexiones ferroviarias para transportar las mercancías del puerto de Bilbao.

AUTONOMÍA PARA LOS PUERTOS

El presidente de la Autoridad Portuaria de Bilbao, Ricardo Barkala, afirmó, antes de la intervención de Tapia, que uno de los retos a afrontar es cambiar la gestión de los puertos del Estado porque “considero que es escaso el grado de autonomía en la gestión portuaria, y no hablo de política, hablo desde el punto de vista de una gestión más eficiente”. Barkala, además, consideró que es excesivo el número de puertos existente, por ejemplo, en la Cornisa Cantábrica pues desde Hendaia a Portugal “hay uno cada 40 millas náuticas”.

Tapia se sumó a la petición de Barkala y abogó por una “gestión más descentralizada” de los puertos de interés general, como los de Bilbao y Pasaia, “y si es posible tenerlos también bajo la administración vasca”.

SE NECESITAN NAVIERAS

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, afirmó que “si hubiera más navieras” en España, habría una mayor demanda de construcción de buques y más carga de trabajo en los astilleros, lo que también beneficiaría a la industria auxiliar.

Garamendi destacó el “impulso exportador” de la construcción naval, que alcanza el 85 % de la producción, con buques de “alto valor añadido” y recordó que a nivel español los astilleros van “bien” aunque en Bizkaia está una “nube negra” con el astillero de La Naval ,y expresó su deseo de que “haya una salida” para el astillero vizcaíno.

Alejandro Aznar, presidente del Cluster Marítimo español y del Grupo Ibaizabal, moderó el debate y recordó que la actividad económica ligada con la mar, la denominada economía azul, genera 3,5 millones de empleos en la UE y mueve unos 174.223 millones de euros anuales.

Leave a Reply

2244   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

Suscríbete

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios