Internacional

Grimsby, un puerto británico que aspira a ser libre con el `Brexit´

Los líderes empresariales en Grimsby, en el noreste de Lincolnshire, Inglaterra, atrajeron la burla a fines del año pasado cuando pidieron que los muelles de Grimsby fuesen designados zona de libre comercio. Así, el profesor Alex De Ruyter de Birmingham City Business School, el fundador del primer centro de estudios Brexit del país, dijo que el plan para un «puerto libre» en la ciudad era «pensar en el cielo». Pero se demuestra que mientras Gran Bretaña traza un rumbo para Brexit, el gobierno debe dar una solución a sus  puertos si quieren recupera su orgullosa historia como motor de la economía, dijoRishi Sunak, MP conservador de Richmond (Yorkshire).

Son Puertos Libres aquellos recintos aduaneros portuarios donde se exime del pago de impuestos, tasas o tributos a la importación. Es posible realizar actividades que agreguen valor, sin modificar naturaleza de mercaderías, y reexportar sin imposición

Una vez que  la industria pesquera de Grimsby ha disminuido desde entonces, y en 2016 votó el 70 por ciento a favor de abandonar la Unión Europea desde este enclave pesquero se mira como fundamental que el puerto que libre a las importaciones.

De esta zona deprimida del norte surgió una industria de procesamiento de pescado que emplea a más de 5.000 personas. La industria de procesamiento es importantísima en Gran Bretaña  El pescado capturado, en gran parte por embarcaciones extranjeras, se compra a través del puerto y se convierte en productos de pescado que se venden en todo el Reino Unido, parte del cual incluso se reexporta. La industrias de Grimsby es conocida en todo el país, mientras que la fábrica Sealord de la ciudad produce 80,000 palitos de pescado todos los días para Gran Bretaña. La transición de una industria extractiva de pescado a otra de procesamiento de pescado ha sido un éxito, pero ahora está bajo la amenaza de lo que pueda ocurrir en el futuro, pese a que el divorcio con la UE se mantiene con el mismo entusiasmo.

Los aranceles de importación y las demoras aduaneras impuestas por Brexit podrían dar un golpe terminal a esta industria si se imponen.Dada la actitud decididamente euroescéptica de Grimsby, muchos se enojaron cuando los líderes empresariales de comercio de pescado pidieron al gobierno que considerara exenciones de libre comercio para las importaciones de pescado que llegaban a través de los muelles. Simon Dwyer, un portavoz de Seafood Grimsby & Humber, un grupo de clusters para la industria en la región, dijo: «Eso significaría que unos puertos tendrían el privilegio de no imponer impuestos o aranceles a la importación de productos pesqueros y en otros sí se impondrían».

El parlamentario conservador Martin Vickers lo calificó como un signo de optimismo posterior al Brexit. «No podríamos hacer eso si quisiéramos en este momento». Otras voces hablaban que «pero una vez que tengamos el control de nuestra propia economía de nuevo, esa es una de las cosas que se podrían analizar y que podría ser muy beneficiosa. «Eso enfatiza las libertades y las oportunidades que podrían abrirse después de Brexit», según expresa al periódico The National.

Sin embargo, a medida que las industrias locales y el gobierno nacional luchan por aprovechar al máximo las oportunidades de libre comercio posteriores al Brexit, muchos barajan los daños posibles y otros los beneficios según a quién se  le pregunte esta consideración.

Un documento escrito por Sunak, y publicado el año pasado por el Center for Policy Studies, señaló que «los bienes pueden importarse, fabricarse o reexportarse dentro de la zona de libre comercio sin incurrir en impuestos o aranceles aduaneros nacionales». Los puertos libres afirmó, podrían traer hasta 86,000 empleos a la economía del Reino Unido.

 

El caso de Dubai

Aunque no hay zonas de libre comercio en el Reino Unido, en otros puntos como el puerto Jebel Ali de Dubai que, a pesar del relativamente pequeño mercado de importación de los Emiratos Árabes Unidos,  ahora en plena bonanza, llega a emplear a más de 135,000 personas. Las empresas de todo el mundo llevan a cabo la fabricación y el procesamiento de valor agregado en la zona, antes de reexportar sus productos.

Aquélñ documento de Sunak sugirió que los beneficios económicos serían claramente sentidos por algunos puertos de Gran Bretaña: 17 de los puertos del país se encuentran en una precaria situación, y como puertos libres tendrían un crecimiento económico asegurado que  «ayudaría a reequilibrar la economía».

Se alega que la exención arancelaria en los puertos atraería a las empresas involucradas en el procesamiento de productos en bruto en productos terminados, tal vez incluso con la intención de una eventual reexportación.

Pero hay evidencia de que a pesar de un mercado de importación significativo, el potencial de puertos libres en el Reino Unido es limitado. La Oficina de Estadísticas Nacionales observó a principios de 2017 que «la importación de manufacturas terminadas representó el 53 por ciento de las importaciones en el último trimestre del 2016, y aumentó un 1,3 por ciento en los tres primeros meses del 2017 «. Es decir, menos de la mitad de los bienes importados en el Reino Unido son productos intermedios o crudos que requieren un procesamiento posterior y, por lo tanto, podrían beneficiarse de las zonas de libre comercio, puertos u otros.

Si bien reconocen que los puertos libres sí tienen uso, Richard Ballatyne, de la Asociación Británica de Puertos, es escéptico. «El concepto de puertos libres en sí no es relevante porque nuestra carga en la UE, tiene desafío diferente «, señalana al periódico The National.» No es la solución para el Brexit. Gran parte de nuestra carga proviene de lo que llamamos a los puertos de enlace, donde la carga simplemente llega y sale directamente por la puerta. No se procesa ni se utiliza para la fabricación o el reenvasado, por lo que para esos puertos «, añade. Además, de los 17 puertos  peores del Reino Unido, solo uno – Teesside en el noreste de Inglaterra – tiene una importante industria manufacturera y de procesamiento que podría cosechar los beneficios de una zona de libre comercio. Algunos opositores a la propuesta afirman que los puertos libres son incompatibles con ser parte de la Unión Aduanera Europea, pero otros apuntan a numerosas zonas de libre comercio que ya operan en la UE, como la Zona de Libre Comercio de Shannon en Irlanda y la Zona Franca de Barcelona.

What to read next

3501   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

¿Quieres recibir noticias gratis de Europa Azul?

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios