Investigación

El IEO tratar de estimar el caladero del banco de Porcupine

Una campaña liderada por el Instituto Español de Oceanografía (IEO) y cofinanciada por el Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP) de la UE, por decimoséptimo año consecutivo busca la estimación directa de los recursos pesqueros demersales del banco de Porcupine, al oeste de Irlanda (divisones 7c y 7k de ICES), con especial atención a las especies comerciales explotadas por la flota española en el área, como son merluza (Merluccius merluccius), rapes (Lophius piscatorius y L. budegassa), gallos (Lepidorhombus whiffiagonis y L. boscii) y cigala (Nephrops norvegicus).

El pasado sábado 23 de septiembre, tras un mes de expedición, investigadores del Instituto Español de Oceanografía (IEO) llegaron al puerto de Vigo a bordo del buque oceanográfico Vizconde de Eza, perteneciente a la Secretaria General de Pesca, tras estudiar los recursos pesqueros explotados por la flota española en el banco de Porcupine.
El banco de Porcupine forma parte de la zona de pesca coloquialmente conocida como Gran Sol, aunque realmente se sitúa al noroeste de este banco de pesca y forma parte de los caladeros tradicionales de la flota española fuera de la ZEE española.

Durante la campaña se realizaron 98 pescas, a profundidades entre 180 y 800 metros, que han cubierto de forma uniforme el área de estudio. Los resultados muestran un descenso en el índice de abundancia de merluza, que confirma la tendencia descendente iniciada en 2015, después de años en los que la tendencia ha sido ascendente hasta alcanzarse los máximos de la serie histórica en 2014. «No obstante, este año hemos capturado abundantes reclutas, lo que supone un dato esperanzador», explica Francisco Baldó, investigador del Centro Oceanográfico de Cádiz del IEO y jefe de la campaña. Por otra parte, los índices de abundancia de gallos y rapes se mantienen dentro de los rangos de la serie histórica, mientras que para la cigala se confirman los resultados positivos del año pasado, con índices de abundancia similares al máximo histórico de 2010.
Además de estimarse los índices de abundancia de las especies comerciales explotadas en la zona, se recogieron muestras para estudiar el crecimiento, la reproducción y otros aspectos biológicos de las mismas, así como información sobre la distribución de todas las especies demersales en la zona.
También se recogieron datos hidrográficos de las masas de agua que cubren el banco de Porcupine para estudiar sus condiciones oceanográficas y su influencia en la distribución y abundancia de las especies.
Con toda esta información, se investigarán los parámetros determinantes en la distribución tanto de las especies comerciales como de las comunidades en las que habitan, permitiendo avanzar y proporcionar datos necesarios para la gestión ecosistémica de la pesca.
El equipo científico ha estado compuesto por 18 personas procedentes de los centros del IEO en Santander, Gijón, A Coruña, Vigo, Cádiz, Baleares, Murcia y Madrid. La campaña, que forma parte del proyecto de investigación ERDEM4 (Evaluación de Recursos Demersales), cuyo investigador principal es Francisco Velasco, del Centro Oceanográfico de Santander.

3515   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

¿Quieres recibir noticias gratis de Europa Azul?

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios