Noticia general

La UE reconoce las acciones llevadas por Taiwan contra la pesca ilegal

La UE retira la tarjeta amarilla a Taiwán como consecuencia de las reformas que ha llevado a cabo en implementar por durante los últimos tres años y medio acciones para combatir la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR). La Comisión Europea decidió retirar la tarjeta amarilla tras reconocer los progresos realizados por Taiwán con la importantemejora de su sistema jurídico y administrativo para combatir la pesca INDNR. Karmenu Vella, comisario de Medio Ambiente, Asuntos Marítimos y Pesca, ha señalado: «Acojo con satisfacción los considerables esfuerzos realizados por Taiwán para reformar su marco jurídico depesca, aplicar nuevos instrumentos de control y mejorar la trazabilidad de los productos de la pesca marina. El diálogo de la UE con Taiwán ha mostrado una vez más que la cooperación internacional esun motor clave para una gestión más sana de los océanos».

La UE está comprometida con la lucha contra la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada, y coopera con otros países del mundo a tal fin. Tras la emisión de la tarjeta amarilla en octubre de 2015, la Comisión Europea, en nombre de la UE, y Taiwán han desarrollado durante tres años y medio una cooperación y un diálogo intensos. Como resultado de esa cooperación, las autoridades taiwanesas cuentan ahora con una amplia gama de herramientas modernas y eficaces para luchar contra la pesca INDNR. Se trata de un importante paso adelante, dado que la flota de larga distancia de Taiwán es la segunda mayor del mundo ydesempeña, por lo tanto, un papel central en la cadena de suministro internacional de productos de lapesca. Taiwán también ha reforzado las obligaciones impuestas a los operadores taiwaneses que poseen buques pesqueros con pabellón de terceros países.
Con el fin de seguir avanzando en esta dirección, la Comisión propondrá la creación de un grupo de trabajo dedicado a la pesca INDNR. Este foro permitirá a ambas partes mantener una estrecha cooperación en asuntos relacionados con la lucha contra la pesca INDNR, incluso a nivel multilateral, regional y subregional.
Además, la UE y Taiwán seguirán abordando las condiciones laborales en el sector pesquero en el marco de sus consultas en materia de derechos humanos.

Valor real de la pesca ilegal

El valor global de la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada se estima en 10 000-20 000 millones
de euros anuales. Al año se capturan ilegalmente entre 11 y 26 millones de toneladas de peces, cifra
que equivale por lo menos al 15 % de las capturas mundiales. La UE es el mayor importador mundial
de productos procedentes de la pesca.
La lucha contra la pesca IDNDR es parte del compromiso de la UE con la garantía de un uso sostenible
del mar y sus recursos en el marco de la política pesquera común. Asimismo, constituye un importante
pilar de la estrategia de la UE para la gobernanza de los océanos, que tiene por objeto mejorar dicha
gobernanza a escala internacional.
Las medidas de la Comisión se basan en el Reglamento IDNDR de la UE, que entró en vigor en 2010[1], y que establece que solo los productos procedentes de la pesca que hayan sido certificados como legales pueden acceder al mercado de la UE. El Reglamento también prevé mecanismos específicos de diálogo con los países que no están en condiciones de ofrecer dichas garantías o cumplir sus obligaciones como Estado de abanderamiento, portuario, costero y de mercado conforme al Derecho internacional. El principal objetivo de estos diálogos es subsanar las deficiencias existentes a
través de un apoyo adecuado a los terceros países afectados. A menudo, de estos diálogos surgen nuevos socios comprometidos en la lucha contra la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada. Desde noviembre de 2012, la Comisión mantiene diálogos formales con veinticinco terceros países a los que ha advertido oficialmente de la necesidad de adoptar medidas eficaces para luchar contra la pesca INDNR (identificación previa o tarjeta amarilla). En la mayoría de los casos se han observado progresos significativos, por lo que la Comisión podría cerrar satisfactoriamente la fase de diálogo formal y darles una tarjeta verde. Hasta la fecha, tan solo unos pocos países han dejado de mostrar el compromiso necesario con las reformas. Como resultado, los productos procedentes de la pesca
IP/19/3397 capturada por buques de esos países no pueden ser importados a la UE (identificación o tarjeta roja).

Leave a Reply

2773   Post in our HUB Storage

¡SUSCRÍBETE!

Contáctanos

Search

SUSCRIPCIÓN A EUROPA AZUL

¿No estas suscrito a Europa Azul?

La información más profesional del sector pesquero Mándonos tu email y nos ponemos en contacto. Te regalamos nuestro último número

¿Quieres recibir noticias gratis de Europa Azul?

Revistas

Revistas

Directorios

Directorios